El azúcar
Etapas de la vida

El consumo de azúcar en las diferentes etapas de nuestra vida

nota-etapa-infancia

Infancia:

Tiene un papel fundamental, ya que las necesidades de energía de los niños en edad de desarrollo son importantes, y este alimento ofrece el aporte fundamental para su actividad diaria.

nota-etapa-juventud

Adolescencia y juventud:

Es una época de crecimiento y de gran actividad física y mental. Por eso, es esencial mantener una dieta equilibrada que incluya los hidratos de carbono, las proteínas y las grasas necesarias para contar con la energía suficiente. El consumo de azúcar es particularmente importante ya que permite incrementar y reponer los depósitos de glucógeno.

nota-etapa-adultez

Adultez:

El consumo de azúcar sigue siendo aconsejable tanto para actividades físicas como intelectuales. Es un alimento que proporciona energía de rápida asimilación al organismo, lo que permite una recuperación de fuerzas para las personas que desarrollan desgaste físico durante su jornada laboral.

nota-etapa-tercera-edad

Tercera edad:

Como los sentidos del gusto y del olfato declinan, se necesita una cantidad de azúcar mayor para percibir la misma sensación de dulzor. Estos problemas sensoriales afectan también al estado nutricional de la persona, pudiendo dar lugar a una disminución del consumo de alimentos y una menor ingesta de energía. Es aquí cuando el azúcar juega un papel fundamental, porque además, ofrece la posibilidad de facilitar una mejor alimentación, ayudando a la ingestión de otros alimentos como yogures, leche, frutas, etc.

 

Para las personas que siguen algún tipo de de régimen hipocalórico, es muy importante conocer el beneficio que el consumo de azúcar implica para el buen desarrollo de la dieta. La mayoría de las dietas fracasan al poco tiempo de haberlas comenzado ya que no son apetecibles y se omite la importancia de uno de los sentidos: el gusto. Cualquier dieta de adelgazamiento tiene que ser palatable y producir placer al comer.

Que podamos comer una golosina por día no solo nos ayuda para bajar de peso, sino además para controlar nuestra ansiedad.